Escucha Nuestro Podcast El Cabildo

Es tendencia

cerrar

País

10 de junio de 2024

Qué es un río atmosférico y qué puede provocar

qué es un río atmosférico

Este fenómeno meteorológico tiene un papel fundamental en el ciclo del agua de todo el planeta.

Por

¿Sabías qué es un río atmosférico? Esta semana se pronóstico la llegada de dos sistemas frontales de gran intensidad en varias regiones de la Zona Centro y Sur de nuestro país.

En este contexto, se espera que se acompañe el sistema frontal por un río atmosférico de categoría 3 hasta 5 (la máxima unidad en su escala) lo que provoca expectación sobre posibles afectaciones en las localidades.

Las lluvias se repartirán entre la región de Coquimbo y Aysén, abarcando un importante sector de todo el territorio nacional. Sin embargo, se espera que las regiones de Ñuble, Maule y el Bíobio sean las que se vean más afectadas.

Lluvia acumulada en Santiago: cuánta agua ha caído en la RM

¿Qué es un río atmosférico y qué provoca?

Un río atmosférico es un fenómeno meteorológico donde se genera una extensa banda de humedad, proveniente del mar, que se concentra en la atmósfera. Puede tener miles de kilómetros de largo y cientos de ancho. Esta enorme cuerpo transporta una gran cantidad de agua y vapor de agua en forma de nubes.

Generalmente, estas nubes se mueven entre los límites de la banda, que dentro tiene áres de flujo divergente, que generan distintos fenómenos. Por ejemplo, es común que la zona frontal del río provoque ciclones extratropicales formados en los océanos.

Este fenómeno tiene un rol importantísimo en el ciclo del agua en todo el planeta. Los ríos atmosféricos pueden transportar incluso más agua del que tiene sus más grandes pares terrestres, como el Amazona o el Nilo.

De hecho, estos ríos, que apenas cubren el 10% de la circunferencia de la Tierra, por su angostura, permiten más del 90% del transporte de vapor de agua de norte a sur, llevando las precipitaciones a los continentes. En un solo día, se pueden formar hasta 4 ríos por cada hemisferio.

Dependiendo del isoterma cero y las condiciones de cada temporada, el río atmosférico puede provocar lluvia, nieve o tormentas. Hay registros de ríos que provocaron serias inundaciones, como pasó en Chile, como también grandes nevadas.

Newsletter

Únete a la lucha contra la desinformación.
Ingresa tus datos para recibir nuestro newsletter.